"La ropilla ya enferma del poeta, exhaló el último suspiro en aquella lucha." Victor Hugo

lunes, 3 de enero de 2011

El cabello hecho estropajo

pruebas,experimentos,animales 

Hace tiempo supe de un experimento en el que un animal (supondré que es un mono porque no lo recuerdo exactamente) recibía un premio si jalaba una palanca. Al mismo tiempo, siempre que la palanca era activada, otro mono recibía una descarga eléctrica frente a él. La mayoría de los monos del experimento, al ver que el otro sufría, evitaban accionar la palanca, aún quedándose sin premio, y aún quedándose con hambre (cosa que también se "evaluó").

Si a un humano lo pusieran en la misma situación... quiero pensar que el resultado sería el mismo, y tendríamos la empatía suficiente para tener compasión por el otro. [Aquí he de hacer notar que de hacer un experimento así con humanos, ya habría varias organizaciones denunciando "actos de tortura" y con fundamento.] Supongo que podríamos pensar: "Bueno, pero si de plano uno se está muriendo de inhanición (de hambre), tal vez haría uno a un lado su compasión y pensaría en su supervivencia". De acuerdo.

Ahora supongamos que cada que el humano jala la palanca, su cabello queda más hermoso y en cambio, al otro humano lo obligan a tragar shampoo. ¿Estaría justificado? ¿Y si el otro no es un humano sino un conejo, un hámster, un perro, un gato, un ratón...?

Lo pongo así porque yo no le veo diferencia. Muchísimos animales mueren víctimas de experimentos en laboratorios de belleza y muchos no mueren, sobreviven entre tormento y tormento por años para asegurarse de que de beber shampoo no se muera nadie y que de caer medio bote de delineador en los ojos no quede ciego nadie, etc. [Disculpen el sarcasmo, pero en México la situación es grave. Además, hace falta cierta precaución, si uno se pone medio bote de delineador directamente en el ojo, igual y se merece quedarse ciego... me pongo insensible cuando me enojo...]

Supe de un experimento de toxicidad en el que obligaron a ratones a beber detergente (o algo así) para ver si era mortal. Todos murieron de manera espeluznante. Después, a uno de los humanos se le ocurrió la razón: los ratones no pueden vomitar (a diferencia de nosotros). Algo que para los humanos no es mortal, para los ratones puede ser terrible. Este es un ejemplo de experimento cruel e inútil.

Yo no estoy dispuesta a cambiar ni una vida por unas pestañas más rizadas y un cabello sedoso. Sin embargo, entiendo que en plena Ciudad de México las compañías no informan si hacen experimentos en animales o no. Es sabido que Unilever, Procter&Gamble, Colgate-Palmolive y Johnson&Johnson están entre las principales que experimentan con animales. Claro que aquí las pastas de dientes son Colgate (de Colgate-Palmolive) o Crest (de Procter&Gamble), así que está difícil hallar una alternativa. Pero puede uno empezar por preferir otros productos, los de la "lista blanca" (es decir, los que presumen expresamente de no usar animales): Nivea, Avon, Alberto Vo5, St. Ives y Tres Emmé (competencia directa de la poderosa Pantene). En internet hay listas de empresas que sí y que no hacen pruebas en animales.

La idea es por supuesto, que las empresas vayan notando que sus elecciones éticas no los ayudan, y que los consumidores prefieren a las que no experimentan con animales. Así, seguro adoptarían métodos alternativos. Ahora nosotros somos los que jalamos de la palanca y el sufrimiento de otros depende de nuestra elección. Cuando yo me enteré de que el shampoo que usaba, era vertido en los ojos de hámsters, como la preciosa Toulouse (que pueden ver en entradas anteriores), decidí que prefería tener el cabello hecho estropajo. Probé alternativas naturistas por años, y nadie me paga por decir esto (ni modo), pero estoy feliz de finalmente haber hallado una buena alternativa.

NOTA: Basta un vistazo a las letras pequeñas en la mayoría de los jabones, el maquillaje y otros productos por el estilo. Hay muchas pequeñas marcas que pertenecen a las grandes mencionadas: Ariel, Head&Shoulders, Olay, Ajax, Suavitel... Es difícil quitar a todas de tajo, hay que ir poco a poquito. [La imagen tiene allí mismo de dónde la obtuve.]

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se pide cierto respeto, en la medida de lo racionalmente posible. Comentarios que infrinjan esto, serán borrados.

back to top